close
Please assign a menu to the primary menu location under menu

En esta ocasión les quiero contar como fue que perdimos el autobús en Oporto. Mi intención es que no cometan los mismos errores que cometí.

En el post anterior les conté sobre mi excursión de un día a Coimbra desde Oporto. En Oporto compramos el trayecto redondo en tren. Ya de por sí nuestra experiencia en Coimbra no había sido muy buena, estábamos cansados y el horario de invierno no nos dejó ver mucho.

Aquí pueden leer sobre nuestra experiencia visitando Coimbra desde Oporto.

Guarda el pin:

Perdimos el autobús en Oporto

Y bueno… para no hacerles el cuento largo, el tren de regreso a Oporto se retrasó bastante. Había mucha gente desesperada, nosotros entre ellos. Era nuestro último día en Oporto y ya teníamos reservado el autobús en Oporto hacia Madrid.

Como les comenté en el post anterior el tren de Coimbra llega hasta la estación de Campanha. Nosotros necesitábamos ir a la estación de Sao Bento, pues dejamos nuestro equipaje en unos lockers en la estación de metro Trindade, cerca de ahí.

Estación de tren Sao Bento en Oporto
Estación Sao Bento

Cuando llegó el tren pensábamos que sí lograríamos llegar a tiempo a tomar nuestro autobús en Oporto. Habíamos comprado el boleto con tiempo suficiente antes de la salida del bus, pero los astros se alinearon en nuestra contra. El tren hizo una parada extra que no tuvo en el trayecto de ida, por lo que se tardó más de lo normal.

tren de Oporto a Coimbra
Tren a Coimbra

Llegamos a la estación Campanha y faltaban varios minutos para que saliera el tren a Sao Bento, en ese momento vi que había metro, ¡claro, el metro! Corrimos a comprar boletos hacia la estación Trindade ya bastante nerviosos. Tomamos el metro hasta Trindade y corrimos hacia los lockers

No teníamos monedas para los lockers!

Nos quedaban unos 15 minutos más o menos y cuando llegamos a los lockers… ¡No teníamos monedas! (nos las gastamos en el metro). El locker solo funcionaba con monedas, los negocios en la estación del metro ya estaban cerrados (ya eran como las 9 de la noche), nadie nos quería cambiar billetes.

Marqué por un intercomunicador para emergencias en el locker, ya que no había nadie del personal. Me contestaron y les dije que no teníamos monedas. Me dijeron que en la plataforma del metro, arriba, había una máquina de chunches en la que podíamos cambiar el billete (tomen nota: maquinas de golosinas dan monedas). En fin que corrimos a buscar la bendita máquina, luego pelearnos con ella para usarla. Apenas conseguimos las monedas, sacamos nuestras maletas y salimos disparados a conseguir un taxi... no había taxis… 😩

La verdad aunque nerviosa, ya estaba bastante resignada, no era posible que llegáramos a tiempo. Ya teníamos unos 10 o 15 minutos de retraso. Y efectivamente así fue… perdimos el autobús en Oporto hacia Madrid 😞. Para colmo la estación de donde salía el autobús (un Flixbus que reservamos por internet) no tenía oficina ni nada. Se llama Garagem Atlantico y prácticamente era eso, un parking bastante oscuro, en donde de vez en cuando salía un bus.

Transportarte en autobús entre ciudades te permitirá ahorrar dinero en tu viaje a Europa
autobús Flixbus

No tenía carga en el celular para checar otro transporte online o algún hotel en donde quedarnos (o sea un 2% de batería o algo así 😑). Esperamos un rato mientras conecté el celular a la corriente. Había otro Flixbus que iba a Barcelona creo, no recuerdo muy bien. Por casualidad se nos ocurrió preguntar al chofer que era lo más cerca que pasaban de Madrid y dijo Zaragoza.

Carretera llegando a Zaragoza en España
Llegando a Zaragoza

Por suerte tenían lugares disponibles pero eso sí, nos costó un ojo de la cara el boleto, nos lo vendieron muy caro. Según ellos online es más barato, pero ya no nos dieron tiempo de comprarlo así, pues ya el bus tenía que salir.

En fin que nos montamos al bus de camino a Zaragoza y aunque sí perdimos dinero, no perdimos la noche de alojamiento en Madrid y tampoco el día completo.

En Zaragoza esperamos varias horas para salir hacia Madrid y como faltaban 2 días para Noche Buena los autobuses estaban a reventar de llenos.

Estacionamiento frente a la estación de autobús en Zaragoza
Esperando el bus en Zaragoza

¿Que hacer si pierdo mi autobús?

Desafortunadamente, la empresa de autobuses no tendrá ni tantita misericordia con ustedes. No esperará unos minutos por ustedes, ni les devolverá el dinero (si ha sido culpa de ustedes). Lo único que queda es pensar rápido como pasó en nuestro caso que perdimos el autobús en Oporto.

Si no pueden comprar otro boleto con la salida más próxima en las taquillas, pregunten en los autobuses que estén en la terminal. La verdad es que tuvimos suerte porque, solo había un autobús en ese lúgubre lugar y era el último del día, pues ya nos estaban corriendo para cerrar el garage.

Otra opción es checar los trenes si hay disponibles. Si es temprano, tendrán más oportunidad de buscar opciones, y si no pues tendrán que buscar alojamiento.

Para buscar alojamiento si es que no consiguieron transporte para ese día, prueben a llamar al alojamiento que acaban de dejar. También pueden checar online en Booking.com (si tienen batería y conexión en sus dispositivos). Otra opción si no consiguen nada y es temprano, es ir a la oficina de turismo en donde normalmente tienen alguna lista de alojamientos disponibles.

Moraleja de la historia…

Y bueno de esta mala experiencia les puedo dar algunas recomendaciones que a lo mejor ustedes ya consideraron, a lo mejor no. Aplican para los viajes en general, no solo para este caso. Aquí van:

Para empezar no recomiendo hacer un day trip el último día de su estancia. Es tentador aprovechar el tiempo, pero se puede aprovechar visitando algo en la ciudad en la que están. Con las prisas, el cansancio y el estrés no van a disfrutar de la excursión, además que corren el riesgo de perder el transporte como nos pasó a nosotros.

Se retrasó el tren de Coimbra
Coimbra

Los lockers o guarda equipaje son un recurso muy útil para cuando tenemos que hacer el check-out temprano o nuestro transporte sale tarde. Peeero, fíjense bien cuales son las condiciones. En este caso el locker tenía un código que nos proporcionaron impresos en unos papelitos.

Tomamos la precaución de tomarle una foto al número en caso de que perdieramos el “inche” papel (sugerencia del personal en los lockers). Pero jamás consideré que solo se podía pagar con monedas. Se paga de acuerdo al tiempo que has dejado el equipaje, no por adelantado. Y tampoco pensamos que al llegar tarde, el personal ya no iba a estar ahí.

El personal de los lockers fue bastante amable, y a pesar de la mala experiencia, lo recomiendo bastante. Aclaro, que la culpa fue nuestra por no fijarnos que solo con monedas funcionaba la máquina, por eso tomen nota de todos esos detalles. Este es el sitio web de City Lockers (inglés y portugués) en donde pueden ver que ubicaciones tienen en Portugal y las tarifas.

Otro tip es que siempre traten de tener monedas, son útiles para los lockers y para comprar tickets de metro. Algunas máquinas, en Versalles Francia, por ejemplo solo aceptaban monedas, nada de tarjetas o papel. La verdad es que nunca sabemos cuando las vamos a necesitar. Y si de plano no tienen recuerden que las máquinas expendedoras de “chucherías”, cafés, etc, les pueden servir para cambiar sus billetes. Casi en todas las estaciones encuentran alguna.

Si pierden el transporte como perdimos nosotros nuestro autobús en Oporto, siempre pueden preguntar a los choferes de otros buses, si es posible que los acerquen a su destino. Esos nos salvó a nosotros de pasar la noche en las calles de Oporto.

Avenida en Coimbra
Avenida en Coimbra

La actitud lo es todo

Después de la amarga experiencia (es la primera vez que nos pasa en 6 años que llevamos viajando) llegamos sanos y salvos (más pobres pero sanos) a nuestro destino.

Y aunque sí nos deprimió un poco, porque ya habíamos tenido otros problemillas en otro destino, tratamos de superarlo pronto. Estas cosas pasan cuando viajamos. En el tren de regreso a París de Versalles escuché que una pareja de latinos también habían perdido el tren y temían tener que dormir bajo un puente ja ja. Ignoro como lo resolvieron pero todo tiene solución.

Así que lo más importante es tener una buena actitud y no paniquearse. Cuando lo hayan superado será una anécdota más para contar de sus viajes. Si no hubiera perdido el autobús en Oporto, no podría contarles mi experiencia y darles estas recomendaciones.

Ahora, ustedes cuéntenme, ¿les ha pasado algo similar en sus viajes? ¿han perdido su transporte? ¿qué otros tips podrían compartir con nosotros? Los leo.

Si les gustó leer mi aventura, compartan este post en sus redes sociales favoritas. Y recuerden suscribirse para recibir notificaciones de entradas nuevas (¡no spam!). ¡Bon voyage!

Tags : autobúsCoimbraconsejos de viajecosas negativas de viajarequipajeexperienciasexperiencias de viajeOportoPortugaltipstransportetren
LaCarteVintage

The author LaCarteVintage

Deja tus comentarios!

A %d blogueros les gusta esto: